Rajoy niega la existencia de una caja B en el PP y asegura no haber cobrado “sobresueldos”

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, declarando como testigo en el juicio por el caso Gürtel y  ante las preguntas del abogado de la asociación ADADE, Benítez de Lugo,...
516222-656-302

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, declarando como testigo en el juicio por el caso Gürtel y  ante las preguntas del abogado de la asociación ADADE, Benítez de Lugo, que ejerce la acusación popular; ha negado la existencia de una ‘caja B’ en el partido y que él cobrara “sobresueldos”.

El presidente del Gobierno ha definido los supuestos “sobresueldos” como “complementos que abonaba el partido y se declaraban” al fisco. “Cuando entramos en el Gobierno se dejaron de abonar porque no se podía”, ha declarado. El presidente ha señalado que los llamados ‘papeles de Bárcenas’ son “absolutamente falsos” y ha negado cualquier conocimiento de una caja B en el PP.
También ha querido ha subrayado: “Mis responsabilidades son políticas, no de contabilidad”.

El letrado ha preguntado también a Rajoy si tuvo alguna queja con respecto al predecesor de Bárcenas en la Tesorería del PP, Álvaro Lapuerta, eximido de este juicio por motivos de salud, a lo que ha respondido: “Nunca”. Acto seguido le ha hecho la misma pregunta en relación a Bárcenas, a lo que el presidente ha asegurado: “Mientras fue tesorero nunca”. Sí ha reconocido que en 2010 mantuvo una reunión en su despacho con Bárcenas cuando abandonó su puesto de Tesorero, para despedirse de él.

Benitez de Lugo ha solicitado a la sala ” que se produzca un careo entre el testigo y el acusado, el señor Bárcenas, ya que afirma que le entregó sobres de dinero al señor Rajoy y este lo niega”. El presidente del tribunal ha considerado que la petición no es pertinente y se la ha denegado de manera contundente: “Siento tener que decirle que no y haga usted las protestas que quiera”.

Ante otras preguntas del letrado, Mariano Rajoy ha mantenido la postura de desentenderse de todos los asuntos económicos, explicando que como jefe de campaña solo desempeñaba responsabilidades políticas y no de contabilidad. Ha insistido en que no tenía relación con Correa. Sobre Crespo, ha dicho que su relación era “absolutamente política y nada estrecha”.

Asegura que desconoce “la compra de acciones de libertad digital, sé lo que he leído en los periódicos”. Y sobre su relación con Ana Mato, cuenta que tuvo buena relación “porque fue una persona que llevaba mucho tiempo en el partido”. Asegura también no recordar si el Bigotes le envió una carta reclamando dinero: “Recibo miles de cartas al día” y que el viaje a Canarias, sobre el que pesa la duda de que fuera pagado por la Gürtel, fue costeado por el PP. “Hasta donde yo sé”, ha dicho.

La declaración del presidente del Gobierno, en calidad de testigo, en el juicio, continúa.
Es la primera vez en democracia, que un presidente del Gobierno en ejercicio acude como testigo a un juicio.

Secciones
#OrainEstado#OrainPolitika

Relacionado con