El Gobierno Vasco amplía las ayudas del copago farmacéutico a personas paradas y perceptores de la RGI

Los perceptores de la Renta de Garantía de Ingresos (RGI) y los desempleados con ingresos inferiores a 18.000 euros, en ambos casos, también tendrán derecho a recibir las ayudas...
consejo_gobierno

Los perceptores de la Renta de Garantía de Ingresos (RGI) y los desempleados con ingresos inferiores a 18.000 euros, en ambos casos, también tendrán derecho a recibir las ayudas del Departamento vasco de Salud dirigidas a paliar los efectos del copago farmacéutico.

Así lo ha decidido hoy el Consejo de Gobierno Vasco tras aprobar la modificación del decreto por el que se regulan estas ayudas que buscan asegurar el seguimiento de los tratamientos farmacológicos por parte de la población más desfavorecida.

El consejero de Salud, Jon Darpón, ha explicado tras la reunión semanal del Ejecutivo autonómico que esta decisión se ha adoptado en atención a un mandato parlamentario y tras evaluar la experiencia de los últimos cuatro años y analizar las demandas de distintas asociaciones de pacientes y usuarios de Osakidetza.

Los dos nuevos colectivos se suman a los que ya reciben estas ayudas: jubilados y pensionistas con ingresos menores a 18.000 euros; personas en situación de desempleo sin prestación económica; e inmigrantes en situación administrativa irregular y sin recursos.

Hasta ahora también podían acceder a estas ayudas los ciudadanos que cobraban la RGI, pero siempre que no percibiesen ninguna otra prestación complementaria. La novedad radica es que con esta modificación sí podrán hacerlo si no tienen una renta anual superior a 18.000 euros.

De estas prestaciones se han beneficiado más de 400.000 personas que por sus limitaciones económicas o por estar en riesgo de exclusión social podrían verse abocadas a abandonar las prescripciones médicas o a hacer un seguimiento insuficiente.

Darpón ha destacado la apuesta por garantizar la equidad y combatir las desigualdades por parte del Gobierno de Vitoria y como ejemplo ha asegurado que desde 2014 de han destinado 24 millones de euros ha compensar el copago farmacéutico a las personas con menos recursos.

Ha indicado que solicitan estas ayudas el 30 % de lo pacientes que cumplen los requisitos para obtenerla y que la media es de 61 euros por persona y año, al tiempo que ha explicado que la partida incluida en el proyecto presupuestario de 2018 es de 7,3 millones ampliables.

No obstante, ha planteado que le gustaría no tener que mantener ni ampliar esta partida porque su Departamento sigue reclamando al Gobierno central la derogación del copago porque afecta a los “colectivos más vulnerables”.

Además, ha recordado que el plazo para solicitar las ayudas correspondientes a este 2017 permanece abierto hasta el próximo día 10 de diciembre.

Con la modificación del decreto el Departamento de Darpón cumple con la proposición no del ley aprobada por el Parlamento Vasco con los votos de todos los grupos, salvo el PP, el pasado mes de marzo.

A través de esa iniciativa la Cámara instó a Salud a cambiar el decreto para “dar acceso a las ayudas para la adherencia al tratamiento a todas las personas desempleadas así como a las perceptoras de RGI”.

Secciones
Otros

Relacionado con